1.10.05

Tan, tan, tan, taaaaaan......

Voy de salida a la ciudad del Smog.
El lunes les platico de mis impresiones.
Nomás les digo que me duele todo el cuerpo, eso de prepararme para el examen para obtener mi primera cinta de kick (sigh), es algo pesado. Y un poco caro también, $350.00, para obtener la licencia de patear oficialmente a las personas!!!! Y luego dicen que la violencia no es cara.
Por lo demás, resulta que este es el primer paso de una serie de cintas, que se otorgan mas o menos cada 6 meses, la primera es la amarilla (por la que voy a hacer examen), la segunda, la naranja, ..... de ahi no se que siga, hasta ser cinta negra. Maestro Sensei, Iluminado de las patadas, o como le quieran llamar. No tengo intención de llegar hasta esa cinta (bueno, ya entrados en materia, quien sabe).... Mi idea original era solamente liberarme del estrés, y bajar la lonja que ya me llega a las rodillas. Así que empecé por ir al gym a las 6 am. Como siempre soy bieeeen constante, a las 3 semanas ya me daba flojera ir a los aparatos (mas bien lo que me daba flojera era levantarme) ..... tonces decidí ir después de trabajar. Pero resulta que a las 7 de la noche, el gym está tan saturado como tortillería a las 2 pm, y encontrar un aparato libre era casi una odisea, amén que los que lo ocupaban antes que yo, generalmente eran puercosudadores, y el olor no figura entre mis top tens (bueno, habrá quien si le gusta, pero ps de haber, hay a quien le gusta el olor del thiner)..... Así que me llamó la atención la clase de patadas. Como ya llevaba un mes de aparatos, no fue dificil aguantar la primera clase completa (generalmente nadie aguanta una primera clase, terminan mareandose mal plan).
Y de ahí, empecé lo que ahora va a ser mi primer examen. Que rapido se pasa el tiempo. Snif.

No hay comentarios.: