23.6.05

Seguimos en jueves.

Dos post´s en un solo día!!!

Y eso que el trabajo ha estado saturado.
Pero tengo ganas de escribir.

Se supone que nuestros sentimientos debieran ser como "privados", tonces, porque publicarlos en un blog, donde cualquier extraño hijo de vecina puede entrometerse.... Igual y es mera perversión. No se si convencerme si escribo esto para mi o para algun extraño, creo que es solo el morbo de exponerse. Un fetiche extraño, y no tan original.

Hay quien dice que es un medio para conseguir "quedes"... Ya le dije que si yo buscara un "quede" me metería a una página de contactos, no a escribir (o leer) un blog.

Siguen intentando amarrarme con el monito X del que platique alguna vez. Lo triste es que empiezo a considerarlo.
No quiero un quede, de verdad que no.
Quiero mucho mas que eso, quiero (para variar) ser un alguien especial en la vida de alguien especial.
Quiero tiempo. Quiero un sueño. Quiero tener un motivo real para levantarme en la mañana. Quiero despertar al lado de alguien y verlo dormir, y pensar "*uta! Que hice para merecer tanto?". Quiero merecer mas que sengundos lugares. Quiero luchar por algo. Quiero una plática sin fin. Quiero hablar de la Academia sin que se me tache de superficial. Quiero hablar de filosofía sin que se me encasille como ñoña. Quiero tomar la mano de alguien en cualquier lugar del planeta..... quiero...... Cheil. Tantas cosas.

El amor siempre se ha equivocado conmigo, o yo con el amor, mas bien.

Basta de rasgarse las medias por hoy.

Y de nuevo, no quiero un quede, así que no te ofrezcas (por si pensabas hacerlo)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola PRINCESA, me llama la atenciony me intriga que se entiende por "quede". Como te lo habia comentado, he leido tus blogs y me pareces una persona interesante, muy interesante. Ojalá que algún día pueda conocerte.
Samy.

Anónimo dijo...

Creo que me identifico contigo por que a mi tambien no me ha ido como muy bien en las cosas del amor, en fin, a seguir esperando, ojalá valga la pena la espera.
Samy.

Anónimo dijo...

en la vida nos equivocamos muchas veces y si de ello depende crecer o no, si me dieran a escoger, preferiría evitarlo. No todo es tan malo, yo preferiría mil veces tener alguien a mi lado que platique de cosas (tan ñoñas o tan intelectuales como parezca), que solamente a la madre de mis hijos diciendo "Cuánto han crecido" wathever, esto ya está decidido. Tal vez cuando seamos gatos y ahí te encargo a Sammy.