30.4.12

Things I do for Love.... :(

Todo comenzó en el 2010, cuando -como ya les había contado- sufrí las de Caín para conseguir un boleto de Roger Waters para mi Rat.
Regresó del concierto todo pulsado, diciendo que era el MEJOR concierto de su vida y yáquiris máquiris.
-Promete que si vuelve a venir, vas conmigo!!!- dijo Rat.
Yo sopesé la promesa, hice cálculos de la edad del don, la cantidad de veces que había venido a México, y aseguré:
-Claro que si mi cielor!, te juro que si viene nuevamente, yo estaré ahí junto contigo cantando las canciones de Pink Floyd....
Más me tardé en rumiar la promesa, que el señor éste en abrir una fecha en México para el 27 y 28 de abril de éste año. Entonces con el corazón dispuesto y lleno de alegría -aja- me dispuse a sufrir nuevamente para conseguir boletos en Ticket Master.
-Pero ésta vez no compres de hasta adelante- me dijo Rat- El concierto tiene tan buena producción que vale la pena verlo desde más atrás, para disfrutar todo el multimedia.....
Entonces yo- y desde aquí reconozco mi culpa por ígnara- pues dije "no nos vamos a ir tampoco hasta atrasototototote, yo creo que la sección inmediata atrás de los ricos está OK.
Y compré 2 boletos, en la sección de PARADOS, de $1,000 pesos cada uno. Adicional, varios meses atrás me dediqué a aprenderme las canciones de los 2 discos de The Wall, no me las aprendí completas vedá, pero ya me sabía pedacitos, y al menos el orden de las canciones (nada mal para una fan villamelona, no lo creen?)

Total que el sábado salimos súper tempra al DF, y a eso de las 19.00 horas ya estábamos en el foro Sol (el concierto empezaba a las 21:00).
Desde que vi el famoso lugar de PARADOS me empezó a entrar mala espina. Había una horda de monitos de pelos largos, playeras negras, barbas con rastas, que no me latía del todo.
-Ya te estás haciendo elitista- me regañé a mi misma. Y me fui a aplastar ahi junto a los monitos.
Unos pocos minutos después, un olor característico empezó a llegar a mi ser.... Los monitos de adelante (unos chavos de no más de 14 años -ni siquiera les quisieron vender cerveza- sacaron su marihuana, y a darle.
Como a las 20:30, como que se empezaron a alborotar, y todos se pararon, y se aventaron contra la malla de contención de la sección de -not so- pobres, ahí fue mi segunda alerta. No soy muy alta, y estaba justo detrás de un mastodonte de 1.85 y -calculo- mas de 100 kilos de peso. No veía nada del fabuloso multimedia tan cacareado por Rat. Me sentía como en metro en hora pico. Literal.
Pero no me agüité.... hasta que un par de gaysexuales (no tengo nada en contra de ellos) se paró justo adelante, y se empezaron a tocar sus cuerpos y darse sus arrimones.
Yo nomás me repetía -paciencia, tolerancia, inhala, exhala....... - total, en cuanto empezara el concierto me iba a deleitar con la súper melodía que los mismísimos ángeles vinieron a dictarle al oído a Roger Waters....
Ps empezó a las 21:15, todos bieeen emocionados -menos yo, porque no veía nada, salvo las axilas sudadas de los asistentes, plus el olor de la marihuana, plus los gases intestinales que de repente luchaban por salir, y nos llegaban a los que con trabajos pasamos del metro y medio.....Podía ver a través de los iphones con los que estaban grabando, pero creo que de haber querido ver eso, hubiera comprado en el mercado de Tepito el concierto pirata grabado .... eso partiendo que SI me gustara Pink Floyd....
Pero escuchaba a mi Rat cantar a todo pulmón y eso  -según- valía el suplicio....
Hasta que a uno de los gaysexuales se le subió algo -no se si la droga, o la cerveza, y vomitó junto a mis tenis (todavía tengo vómito en el tenis,  es el único souvenir que tengo del concierto)...... Así que a la mezcla de hedores conciertiles súmenle el del contenido estomacal de éste tipo.
Después, una chava se empezó a "sentir mal", y -hasta eso- todos le abrieron el paso para sacarla de la apretadera de gente, pero ellos dijeron "no, está mas corto adelante"..... y cuando estuvo justo hasta adelante, le sopló el airecito de Guadalupe, y se le quitó el malestar. Bitch!!!!
Así que -en resumen- sufrí cada minuto del concierto, y eso sumado a que parecen cercanos los días de lloro y crujir de dientes, porque aparte de todo estuve de super nena chillando como marrano!!!! ¿Por qué? no lo se!!!!, solo tenía ganas de chillar del estrés, la ansiedad, el olor, el apretujor  y la música, snif.

¿Lo disfruté? NOOOOO
¿Volvería a hacerlo? Por mi Rat, definitivamente SI.


Ay el amor, a veces nos apendeja tanto.......

1 comentario:

Bill Mano dijo...

épale! El título de este post yo te lo dije una vez. xD